Vos Elegís estar triste o vivir con alegría

  • 1 Respuestas
  • 118 Vistas
*

Desconectado SavagE

  • Newbie
  • *
  • 7
  • +0/-0
  • Ezequiel - SavagE
    • Ver Perfil
Vos Elegís estar triste o vivir con alegría
« : julio 24, 2017, 04:20:54 pm »
¿Qué aprenderás en este artículo?

-Rendición
-Feedback emocional
-Escoge tu reacción
-Escoge la Felicidad
-No te rindas nunca


El sentido de la vida es Disfrutarla.

Tu vida es creación tuya. No es algo que te ocurre… a no ser que cometas el absurdo error de abandonar tu puesto como arquitecto principal. Si te encuentras en esta situación, no te sientas mal. Todos cometemos ese error en algún momento. Todos olvidamos que estamos a cargo de nuestras propias vidas y que nuestra experiencia vital está en gran medida bajo nuestro control. Pero lo cierto es que vivimos por elección propia.

Si piensas que no controlas tu vida es porque has elegido soltar los mandos. ¿Qué pasa cuando sueltas los mandos de un vehículo en movimiento, como un coche cuando conduces? Que se comporta de modo imprevisible. Puede que dé vueltas en círculo o se quede atascado en alguna parte… o incluso que se estrelle. ¿No es eso lo que ocurre precisamente cuando abandonamos la responsabilidad sobre cómo vivimos nuestras vidas?

Rendición
¿Qué me dices de rendirte y dejar tu vida en manos de un poder superior? ¿Eso no estaría bien? Depende de cómo te lo tomes. Si crees que rendirte ante un poder superior significa soltar los mandos y esperar que todo salga bien, pues… confío en que no intentes esto conduciendo a 130 por la autopista. Ese tipo de rendición es precisamente la opuesta a vivir conscientemente. No es espiritual. No es divina. Es simplemente estúpida.

La verdadera rendición es profundizar en la responsabilidad, no renunciar a ella. En esta forma de rendición, decides conscientemente alinearte con un así llamado “poder superior”. Este poder puede ser tu versión de Dios, la Fuente, la naturaleza, tu yo superior u otra cosa que tú valores más allá de tu ego humano. Puedes ser ateo y aun así someterte a esta forma de rendición. Es la decisión de cooperar con lo que tú crees que es el bien superior. En la práctica implica dejar de resistirte a la vida y decidir crear una vida de alegría en lugar de una de sufrimiento. Así no abandonas el control del vehículo, más bien al contrario. Mantienes el control total sobre tu vehículo, pero te comprometes a conducir de modo más inteligente, utilizando las carreteras en lugar de ir estrellándote contra los árboles.

Feedback emocional
Tus emociones humanas sirven de sistema de feedback en tu camino vital. Son como el panel del salpicadero de tu coche. Cuando el panel del salpicadero indica que hay un problema, significa que tienes que reparar algo del coche. No significa que el salpicadero esté roto.

Si tu coche no se mueve porque lo has estrellado contra un árbol, y tu velocímetro marca 0 kms/h pese a que estás clavando el acelerador en el suelo, ¿es culpa del coche? ¿Te pones a gritar “¡Put- coche de mierd-! ¡Odio mi coche!” porque no puede atravesar el árbol?
 
La gente pensaría que estás mal de la cabeza. Pero eso es exactamente lo que muchos de nosotros hacemos con nuestras vidas. Puede que quedarte atascado fuera culpa tuya o no, pero recuerda que sigues siendo el conductor. No vas a salir del hoyo echándole la culpa al coche: eso sólo va conseguir que continúes atascado.

Cuando no estás disfrutando tu vida, eso es un mensaje que tienes que escuchar. Sentirte mal con tu vida no significa que tengas problemas emocionales o que sufras algún tipo de problema psicológico. Tu mecanismo de feedback está haciendo su trabajo estupendamente. Se supone que te tienes que sentir mal cuando tu vida está descacharrada. Sólo necesitas interpretar el mensaje como es debido y después tomar medidas para corregir la situación.
Por ejemplo, si padeces de apatía, depresión o aburrimiento mortal crónicos, quizás el mensaje sea éste: ¡Tu vida es una Mierd-
Lo que quiere decir… la situación actual de tu vida no es ni de lejos lo que quieres. No quieres seguir sintiendo lo que estás sintiendo.

Cuando reciben este feedback, muchas personas, por una u otra razón, responden como si la respuesta emocional fuera el problema en sí mismo. Quizá necesitemos terapia o drogas o escapismo para arreglar estas molestas emociones negativas. Eso es como culpar a tu coche por quedarse sin gasolina. Se supone que al final se tiene que quedar sin gasolina. Eso significa que funciona como debe. Del mismo modo, se supone que debes sentir estos estados de ánimo negativos cuando te sales del camino hacia lo que quieres. Eso significa que tu feedback emocional funciona correctamente. Agradece que esto ocurra porque esta respuesta es extremadamente valiosa.

Escoge tu reacción
Una vez empiezas a recibir feedback emocional negativo, se supone que tienes que hacer algo al respecto. Es una señal para que muevas el culo y te levantes, para que cambies lo que estás haciendo. Si llevas atascado en emociones negativas durante mucho tiempo, no has captado el mensaje. Es hora de que hagas algo al respecto de ese feedback. Intentar evitar el enfrentarte a ello es como ignorar una señal de advertencia del salpicadero de tu coche: retrasándolo sólo empeorarás las cosas.

Si tu trabajo te hace sentir mal, cámbialo. Si tu relación te hace sentir mal, cámbiala. Si tu cuerpo te hace sentir mal, cámbialo. Si tu situación económica te hace sentir mal, cámbiala.

No estoy diciendo que el cambio vaya a ser fácil.Pero siempre está en tu poder el cambiar algo, y es mucho más fácil que regodearse en la autocompasión. Pensar en hacer algo pero no hacer nada es más difícil que hacer algo. Si estás atascado en emociones negativas, estás haciendo las cosas innecesariamente difíciles. Estás escogiendo la alternativa más difícil de las que tienes disponibles. Es más fácil levantarse y mover el cuerpo .

Puede que no lo arregles todo de la noche a la mañana, pero el simple hecho de empezar a moverte normalmente será suficiente para apagar esas emociones negativas. Entonces empezarás a sentirte optimista y feliz de nuevo, mientras comienzas a realizar progresos hacia lo que quieres. Tan sólo moverte hacia una situación mejor te va a hacer sentir bien, a veces muy bien.

Si llevas bajo de moral ya mucho tiempo, es porque te has estado regodeando demasiado en una situación que no quieres. Si no te gusta tu situación actual, sal de ella. Sabes que no quieres eso, así que deja de aguantarlo.
Deja de autoengañarte. No estás incapacitado para cambiar. Seguro que te estás imaginando los movimientos básicos mucho más difíciles de lo que son en realidad. Es fascinante cuántas situaciones de bloqueo pueden desbloquearse actuando tan sólo unos momentos. Aquí tienes algunos ejemplos:

Si no te gusta tu trabajo, vete a tu jefe y le dices: “no me gusta este trabajo, así que me voy”.

Si no te gusta tu relación, vete a tu pareja y dile: “esta relación no me satisface, así que quiero romper ya”.

Si no te gusta tu cuerpo, revisa la cocina al completo y tira todo lo que te parezca que hará empeorar tu cuerpo si lo comes con regularidad. Después ve a comprar y reemplaza eso con elecciones que creas que harán que tu cuerpo mejore.

Si no te gusta el estado de tus finanzas, coge tus ingresos mensuales actuales y auméntalos mentalmente en un 50%. Luego empieza una tormenta de ideas sobre lo que necesitas para convertirte en alguien que gane ese dinero regularmente. Escribe la cantidad en un papel y pégala en la pared, donde puedas verla a diario. Si tienes un trabajo que te gusta, vete a tu jefe o al jefe de tu jefe, diles que esa cantidad es el ingreso al que aspiras y pregunta qué tienes que hacer para empezar a ganarla. Si te dicen que no puedes, ya sabes que, además, tendrás que cambiar de empleo.

Salir del bloqueo va de tomar decisiones simples y actuar, siempre yendo de donde no quieres estar hacia donde quieres estar. Si no sabes lo que quieres, limítate a apartarte de lo que no quieres hasta que lo averigües.

Independientemente de lo “mala” que sientas que es tu vida, no estás indefenso. Probablemente hayas contribuido en buena medida a la hora de meterte en la situación en que estás ahora mismo. Incluso si piensas que algo o alguien tiene la culpa, probablemente tenías el poder para intervenir y prevenir el daño si realmente hubieras hecho el esfuerzo. Pero el pasado pasado está, así que no tiene sentido autoflagelarte por errores previos. Limítate a comprometerte a ser un poco más consciente de ahora en adelante.

Tu poder reside en tu capacidad para tomar decisiones. Si tu vida es una mierda y tus emociones te están ahogando en ese mensaje día tras día, deja de tomar las mismas decisiones que has tomado en el pasado porque evidentemente no están funcionando. Es hora de empezar a tomar nuevas decisiones y actuar en consecuencia.

Si no sabes qué hacer para corregir tu situación, limítate a hacer algo distinto de lo que has estado haciendo hasta ahora. Sabes que esas pobres decisiones no funcionan, así que no pueden ser correctas. Puede que tus nuevas decisiones sean mejores o igual no. En cualquier caso, tus emociones continuarán enviándote feedback y puedes ajustar la ruta por el camino. Cualquier cosa es mejor que quedarte bloqueado, porque ya sabes que ése es un callejón sin salida.

Escoge la felicidad
No te conformes con una vida que sabes que no está funcionando. Cámbiala. Si hace falta, haz algo radicalmente distinto. Expulsa a todo el que no te haga sentir bien contigo mismo. Elimina todo lo que te haga sentir mal. Reinicia tu vida. Si los demás se quejan, que se jodan. Lo superarán.

Estás aquí para crear la vida que realmente quieres, no para soportar una vida que no quieres. Tu poder para tomar decisiones y actuar es todo lo que necesitas para salir de una situación asquerosa. Haz uso consciente de ese poder.
Si aún no sabes qué hacer, hazte esta pregunta: ¿Qué haría en mi situación una persona feliz? Si empiezas a hacer lo que haría una persona feliz, empezarás a dirigirte hacia una vida que sintoniza de modo natural con la felicidad. Si estás realmente perdido puedes escribir en esta página, describir tu situación y preguntar a otras personas qué harían para cambiarla a mejor. Muchas personas ya lo han hecho y han recibido estupendas respuestas.

No te rindas nunca
Conozco la época “mi vida es una mierda”. Me arrastraba de la cama en algún momento tras el mediodía, jugaba videojuegos durante horas, igual salía a beber o jugar al póquer con los amigos, me quedaba despierto hasta tarde, iba a dar un largo paseo pensando cómo de mierdosa era mi vida, me echaba a dormir deprimido y repetía. Durante meses hice lo mismo una vez tras otra. Y la vida siguió siendo una mierda. Mis emociones no paraban de decirme: “¡Joder, esto es una mierd-!”Toda esa época de mi vida es un borrón gigantesco.
Al final me harté, llegué al punto de inflexión y decidí cambiar las cosas. Al final me desperté y me di cuenta de que yo era el que está al mando de esta vida y que realmente tenía la capacidad de cambiarla. Incluso así me hicieron falta varios años hasta llegar a una situación que yo sentía que quería. El cambio exterior no fue rápido ni fácil. Pero fue jodidamente más fácil que regodearme en la autocompasión. Y empecé a sentirme mucho mejor en cuanto empecé a moverme en una dirección distinta.

Dejé de salir con los amigos que no me apoyaban, dejé de beber, dejé de apostar, me mudé a un sitio nuevo, empecé a correr, y volví a contactar con algunos viejos amigos de mentalidad positiva. Hice muchos, muchísimos cambios. Si no conseguía averiguar qué sería mejor, sencillamente hacía algo diferente. Y funcionó.

Si estás pasando por una mala racha, te acompaño en el sentimiento. Te lo digo como alguien que ha pasado por ello. Obviamente no he tenido las mismas experiencias que tú y podríamos discutir sobre quién lo ha pasado peor, pero sé cómo te sientes cuando crees que la vida no tiene absolutamente ningún sentido. Sé lo que significa levantarse cada mañana con la vaga esperanza de encontrar algo medianamente interesante que hacer ese día… pero sentirte siempre decepcionado con la realidad. Sé lo que es mirar hacia el futuro y no ver nada de importancia, aparte de la hueca posibilidad de que una película o un juego nuevos me distrajeran un rato más.

También sé que la solución es despertar y darte cuenta de que te estás haciendo esto a ti mismo. Reconoce que eres el creador de tu vida: no tu familia, tu jefe, tu pareja, el gobierno o la sociedad en general. Nadie va a venir a rescatarte. Tú eres todo. Si tu vida ahora mismo es una mierda, cambiarla está completamente en tus manos.

Los seres humanos somos increíblemente resilientes. Incluso cuando estamos en una situación aparentemente sin salida, todavía podemos cavar hasta salir del hoyo y conseguir algo mejor. La única forma de que la vida se torne verdaderamente desesperada es decidir perder la esperanza.

Tu vida mejorará en el instante en que decidas que la vida no es algo que hay que soportar o tolerar. Es una experiencia de creación propia. Tus pensamientos y actos son las fuerzas principales que determinan la realidad de tu experiencia del día a día. Si tu vida es una mierda, has sido un creador de mierda. Pero puedes mejorar.

En el tiempo que tienes en esta vida eres el creador, el arquitecto, el ingeniero, el artista. Usa tu don de la consciencia para esculpirte una obra maestra. Luego, sigue mejorando mientras disfrutas al máximo. Y nunca te rindas, jamás.

« Última Modificación: julio 24, 2017, 04:34:07 pm por SavagE »
Hay un tiempo para dejar que sucedan las cosas, y un tiempo para hacer que las cosas sucedan.-

*

Desconectado [GM]llJaqMat

  • Game Master
  • Full Member
  • *****
  • 106
  • +2/-0
  • llJaqMate ( ͡° ͜ʖ ͡°) x6G
    • Ver Perfil
Re:Vos Elegís estar triste o vivir con alegría
« Respuesta #1 : julio 24, 2017, 06:23:04 pm »
Un buen consejo nunca esta de mas. 10 puntos para tu post :)
Tome su like buen hombre.



                                   -Jaq
>X6GAMES<                  -JaqMat 
vive la vida minuto a minuto y encontraras en cada uno de ellos un motivo por el cual conducirte de la forma correcta.
DAME TU LIKE :)